Psicología Sincera

Aprendiendo a gestionar tus emociones

En en el blog de Psicología Sincera veamos más sobre aprender a gestionar emociones

NUNCA PENSÉ QUE EN LA FELICIDAD HUBIERA TANTA TRISTEZA.

MARIO BENEDETTI


Y es que las emociones pueden presentarse de manera simultánea, creando conflictos en los sentimientos. Se puede sentir alegría pero a la vez tener tristeza, esa ambivalencia se presenta comúnmente en nuestras vidas.




De igual manera sucede que nuestras emociones cambian de un momento a otro, al empezar el dia nos sentimos de una manera, al mediodía experimentamos una emoción diferente y ya en la noche expresamos otro sentir.






La vida es una montaña rusa de emociones


La vida es como una montaña rusa de emociones



En nuestro día a día nos mantenemos expuestos a distintas situaciones que estimulan nuestro cuerpo y provocan una reacción biológica  que se transforma en emoción, ya sea: miedo, sorpresa, alegría, ira, disgusto, etc; todas propias del ser humano.




Por lo tanto, las emociones no se eligen, así como tampoco el momento para manifestarlas, ellas surgen de manera inconsciente y no son buena ni malas en sí misma. Su origen, es en respuesta a diferentes estímulos para la supervivencia del individuo, producto de vivencias, recuerdos, circunstancias, hechos o palabras en el momento que suceden, lo que produce un vaivén de emociones.




Las emociones dan origen a los sentimientos, es el momento en que damos una respuesta racional a ese estímulo;  por lo que se pueden desatar diversos sentimientos como personas y pensamientos existen.




Dicho de otra manera, somos responsables de nuestras conductas, no podemos elegir nuestras emociones pero si cómo reaccionar.






No permitas que las emociones descontrolen tu vida


Las emociones no deberían descontrolar tu vida



Nos complicamos en el momento en que nos dejamos llevar por las emociones, permitimos que se desborden sin ejercer ningún manejo sobre ellas, tomando un boleto en esa montaña rusa que nos produce malestar y en muchos de los casos, problemas.  En ese momento, las emociones se convierten en una señal de alarma.




Por esa razón es necesario comprender, reconocer y gestionar nuestras emociones para dar la respuesta adecuada a cada estímulo.




¿Cómo aprender a gestionar tus emociones?



Debemos aprender a gestionar nuestras emociones y no que ellas nos manejen la vida, sin permitir que se desborden; pero sin reprimirlas. Somos seres racionales, tenemos esa capacidad de interpretar un mensaje, pensar y valorar las respuesta más adecuada.




La atención regula la emoción

Daniel Goleman





La clave en ese proceso es escuchar nuestro interior y tomar conciencia de nuestras emociones. ¿Cómo se logra?




El proceso inicia cuando nuestro cuerpo percibe la sensación física, nuestro pensamiento recibe la emoción e identifica a qué corresponde lo que sentimos, ¿que siento?. Se da nombre a la emoción: es alegría, tristeza, miedo, ira, etc.




Una vez identificada la emoción se acepta, se libera, se vive la sensación y se expresa. Esta manifestación permite exteriorizar ese sentimiento. Reprimirla resulta negativo, pudiendo generar consecuencias personales y al entorno.




A través de la respiración, evitamos que se produzca un desborde o estallido de sentimientos. Una vez que se logre dominar y estabilizar nuestros sentimientos, podremos expresarnos.




Bien llevado a cabo este proceso, podremos desarrollar nuestra  inteligencia emocional, permitiéndonos ser consciente de nuestras emociones, reconocer nuestros sentimientos y los de los demás, estando en la capacidad de motivarnos y de manejar adecuadamente las emociones. 




Las personas emocionalmente inteligentes tienen capacidad para motivarse, controlar sus impulsos, saben regular sus estados de ánimo, pueden afrontar las situaciones difíciles, son equilibrados, positivos, alegres y se sienten a gusto  consigo mismo y con los demás.




Una terapia con un especialista, nos ayudará a desarrollar y poner en práctica éstas y otras herramientas útiles para autogestionar las emociones,  logrando las destrezas necesarias que permitan alcanzar bienestar y el éxito en todos los ámbitos de la vida. 




Ser emocional nos hace humanos, aprendamos cómo aceptar, validar, disfrutar y compartir nuestras emociones.




¿En algún momento te has sentido en una montaña rusa de emociones? ¿Cómo lograste superar ese difícil momento? ¿Sabes cómo autogestionar tus emociones?




¡Recuerdas que puedes comentar tu experiencia! ¡Será de mucha utilidad para quien esté viviendo una situación similar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Conoce más sobre mi libro
El Mapa del Amor versión impresa. Autora Andrea San Gil
Recibe lo mejor de Psicología Sincera en tu correo
Últimos post
Categorías
Sígueme en las redes sociales